#PlenoAragón

El PP pide regular el teletrabajo de los funcionarios públicos


Cristina Sainz, portavoz popular de Función Pública, anima al Ejecutivo a completar el paso a la Administración digital 
Reclama, además, abordar con valentía el agujero presupuestario en el capítulo de personal

26/06/2020 - Cortes de Aragón

El PP pide regular el teletrabajo de los funcionarios públicos
Zaragoza, 26 de junio de 2020.- El teletrabajo se ha consolidado como una opción válida para las Administraciones públicas, por eso la portavoz de Función Pública del Partido Popular en el Parlamento aragonés Cristina Sainz, planteó hoy al Ejecutivo ”abordar la regulación del teletrabajo”, y además hacerlo “con urgencia”.
 
La petición fue formulada esta mañana durante el pleno de control del Parlamento aragonés y la dirigió al consejero responsable de los funcionarios autonómicos después de comprobar el papel determinante de esta operativa de trabajo durante los meses de confinamiento. “Es un instrumento idóneo para contribuir a la organización de recursos humanos al servicio de la Administración autonómica, a la protección de la salud del personal a su servicio, así como a la sostenibilidad del medio ambiente” resaltó la diputada para recabar la intención del Gobierno sobre la constitución de una comisión que analice las ventajas de implantar el trabajo a distancia, los riesgos laborales que ocasiona, y la posibilidad de facilitar equipos informáticos así como la conexión a internet a los trabajadores.   
 
La propuesta de Sainz está en línea, señaló, con la voluntad de los populares aragoneses de alcanzar “una Administración pública íntegramente  electrónica, con papel cero e interconectada, tanto en sus relaciones con los ciudadanos como entre las distintas administraciones entre sí”, y lamentó el excesivo retraso de Aragón en la implantación de la vía electrónica en sus comunicaciones.
 
Apuntó, además, la posibilidad de simplificar los procedimientos administrativos para facilitar a los aragoneses la gestión de cualquier trámite mediante el proceso de digitalización, “esto permitirá una Administración más eficiente y eficaz incrementándose exponencialmente su transparencia, que es un pilar fundamental de una democracia sólida”, quiso recordar al titular del Departamento de Hacienda y Administración Pública.
 
“Está claro que al Gobierno de Aragón le quedan muchos pasos por dar para conseguir una administración electrónica avanzada, eficiente, ágil y que solucione los problemas de los aragoneses” dijo, para insistir en la necesidad de una transformación para poner en valor lo público especialmente en tiempos complejos como los actuales y porque, como recalcó “la salud de la Administración pública afecta a todos los aragoneses”.
 
Otro de los aspectos citados por la responsable popular de Función Pública durante su intervención fue el agujero presupuestario, especialmente acusado durante los últimos ejercicios, que arrastra el Gobierno autonómico en su partida de personal “y que han traído como resultado la necesaria tramitación de modificaciones presupuestarias para cubrir el pago de nóminas de los empleados públicos”. La última referencia corresponde a las modificaciones de crédito de casi 200 millones de euros para pagar las nóminas del personal sanitario, docente, del Instituto Aragonés de Servicios Sociales así como de varias consejerías, gestionadas en diciembre de 2019 pero ocultadas al Parlamento hasta hace escasos días. Una desviación presupuestaria que la diputada popular consideró excesiva y que instó al Gobierno a solucionar porque se ha convertido en un “problema estructural”.