Todos los grupos de DPZ dan su apoyo a la moción de PP y C’s para solucionar las deficiencias del servicio de Bomberos


A pesar de que el PSOE ha votado a favor de la iniciativa y el consejero delegado ha reconocido las carencias, el presidente de la Diputación ha hablado en su intervención de políticas de hace siete años que nada tienen que ver con el déficit actual
 
Sánchez Quero ha negado el derecho a réplica del portavoz del PP, al que había aludido explícitamente, a pesar de que el reglamento contempla que puede contestar si se le autoriza 

08/07/2020 - Diputación Provincial de Zaragoza

Todos los grupos de DPZ dan su apoyo a la moción de PP y C’s para solucionar las deficiencias del servicio de Bomberos

8 julio, 2020.- Todos los grupos políticos representados en el Pleno de la Diputación Provincial de Zaragoza han apoyado la moción presentada por el PP y por C’s para pedir, entre otras cosas, que se doten adecuadamente las plantillas del Servicio Provincial de Extinción de Incendios (SPEI) ya que la falta de personal está causando graves problemas para mantener los parques abiertos y atender urgencias en una época tan crítica como la de incendios. Además, se siguen incumpliendo las resoluciones de la Inspección de Trabajo y se adeudan a los bomberos más de un millón de euros en pagas extra desde mediados de 2019, cuando el PSOE ya llevaba cuatro años gobernando. 

La situación es grave y supone un riesgo real para la población. De hecho, en los parques principales (Caspe, Tarazona, Ejea, La Almunia y Calatayud) debería haber a diario cuatro trabajadores según el mínimo establecido por la DPZ (que está por debajo de los requisitos de la Ley del Fuego). En total, deberían ser 27 bomberos de guardia al día según los mínimos que se marcó la institución. Pero nunca se cumple: hoy por ejemplo en Calatayud y La Almunia solo hay dos efectivos y el parque de Daroca estuvo cerrado durante todo el día de ayer, a pesar de que casi toda la comunidad autónoma está en alerta amarilla por incendios. 

Adquirir este compromiso por unanimidad es una excelente noticia que hoy, sin embargo, ha quedado empañada una vez más por el autoritarismo del presidente. A pesar de que el delegado de Bomberos del PSOE, Alfredo Zaldívar, ha reconocido que existen carencias y ha expresado el compromiso de la institución con los bomberos, el presidente de la DPZ, José Antonio Sánchez Quero, ha intervenido durante alrededor de 20 minutos para recriminar al portavoz del PP que hubiera visitado el parque de bomberos de Tarazona, en vez de visitar otro, para conocer la situación de estos profesionales. Sobre esto, el portavoz del PP en la DPZ, Francisco Artajona, le ha recordado al presidente que “el parque de Tarazona ha salvado muchísimas vidas”, al igual que todos los demás que son igualmente necesarios. 

Sánchez Quero  ha reprochado que desde 2015 hasta ahora no se haya puesto en marcha la academia de bomberos vinculada a ese parque (que se inauguró en marzo de 2015 bajo el mandato del PP, que no gobierna en la Comunidad desde mayo de ese mismo año). Además ha echado en cara a los representantes del PP que no se crearan plazas entre 2013 y 2015, algo imposible porque no había tasa de reposición debido a la recesión económica. A cambio, durante este periodo se llegó a un acuerdo con estos profesionales tanto a nivel de convenio como de funcionamiento, y no fue necesario sacar plazas porque el servicio funcionó bien. 

SIN POSIBILIDAD DE RÉPLICA

Después de una larga exposición, que a juicio de los populares ha estado plagada de imprecisiones y de datos erróneos, el portavoz del PP, Francisco Artajona, al que el presidente ha aludido en varias ocasiones, ha pedido un turno de intervención que Sánchez Quero le ha negado tres veces. El PP ha insistido en que esta actitud es “intolerante y antidemocrática”, ya que el propio reglamento abre la posibilidad de que exista réplica, algo que hubiera sido “justo y proporcionado” tras una intervención tan larga del presidente y de un tema tan importante como el que se trataba. 

Artajona ha solicitado al secretario que aclarase la cuestión, pero el presidente tampoco ha dejado pronunciarse al secretario. “El problema de todo esto no es que yo vaya a un parque; el problema es que es usted el que no los visita para ver cómo están”, le ha espetado Artajona en el pleno al presidente. “Usted se olvida de que existe la labor de la oposición y nosotros a veces le apoyamos, cuando es útil para la población, y otras hacemos nuestra labor legítima que es la de advertir de la grave situación que afecta a la protección y seguridad de los municipios”, ha insistido Artajona. 

El cuerpo de bomberos de la Diputación de Zaragoza es un servicio básico para velar por la seguridad de los zaragozanos tanto frente al fuego como en caso de accidentes, inundaciones, caídas de árboles, desprendimientos en carretera y ante cualquier circunstancia que se les requiera. 

En los últimos años, la institución provincial ha convocado dos procesos selectivos para cubrir las vacantes del servicio. En el primero no se llegaron a cubrir todas las plazas ofertadas y el segundo se ha visto ralentizado por la impugnación llevada a cabo por algún aspirante. Además se han ido produciendo jubilaciones, quedando la plantilla en una situación de precariedad, con un déficit que roza las 42 plazas, un 40 por ciento. La oposición en marcha oferta 27 vacantes, por lo que tampoco se llegaría a cubrir el cupo de plazas necesario para garantizar la prestación óptima del servicio.