Ayuntamiento de Huesca

Oliván: "Al tripartito se le ha ido de las manos el gobierno de la ciudad"


  • Los ‘populares’ tachan de "insostenible" la situación municipal y sugieren exigir responsabilidades políticas.
  • El PP no descarta que el tripartito "atasque" una solución a la feria taurina para cumplir sus pactos de gobierno.

01/07/2017 - Ayuntamiento de Huesca
Oliván:

Huesca, 1 de julio de 2017.- El grupo municipal en el ayuntamiento de Huesca ha denunciado "el absoluto desgobierno" por el que atraviesa la ciudad, "tras nuevos acontecimientos que ponen de manifiesto que Luis Felipe ya no tiene control alguno sobre el tripartito". Los 'populares' hacen referencia a la situación suscitada sobre la feria taurina, pero insisten en que "en términos políticos es un síntoma más, si no el definitivo, de que al tripartito se le ha ido de las manos el gobierno de la ciudad y sus socios han perdido toda comunicación interna".

El portavoz 'popular', Gerardo Oliván, afirma que "cada día es más palpable un clima de desconexión entre los socios de Luis Felipe, que periódicamente tiene que escenificar una cohesión y una fortaleza que han perdido definitivamente. El gobierno municipal va a la deriva, intentando sobrevivir al día a día, mientras los miembros del tripartito luchan por un minuto de gloria". En ese contexto, Oliván sugiere que "pronto será inevitable exigir responsabilidades políticas. Si Luis Felipe quiere recuperar unos mínimos de credibilidad y respeto, no tendrá más remedio que imponer una disciplina que ahora se ha perdido por completo". Los 'populares' señalan que la concejala delegada de la plaza

de toros, la socialista María Rodrigo, "está en este momento en la cuerda floja y más pronto que tarde tendrá que dar muchas explicaciones".

Oliván resume la situación creada por el tripartito como surrealista, donde “Felipe oculta información a la oposición y a sus socios, Novales dice no saber nada y pide explicaciones, Romero dice saberlo todo, y la concejala de la Plaza se pone de perfil y manifiesta públicamente que desconoce la situación del expediente administrativo”.

Pero el PP municipal va más allá al sugerir que "al tripartito podría interesarle retrasar una solución a la feria taurina para cumplir con uno de sus compromisos de gobierno, la paulatina desaparición de las corridas. No se puede descartar que, en el actual clima de desconfianza entre los socios de gobierno, no les interese garantizar el futuro de la feria como moneda de cambio".