Emergencia cinegética

El PP pide un plan de actuación para paliar los daños por la plaga de conejos


  • El aumento desproporcionado de la especie está causando daños importantes en explotaciones agrícolas de la provincia y ha movilizado a los afectados
  • Los populares exigen que se cumplan con los acuerdos ya alcanzados en Las Cortes y pide a la DPZ que ponga su maquinaria a disposición de la DGA

11/06/2018 - Zaragoza
El PP pide un plan de actuación para paliar los daños por la plaga de conejos    title=

Diputación de Zaragoza, 11 de junio de 2018.- En los últimos tiempos se ha observado un aumento desproporcionado de daños en las explotaciones agrícolas de la provincia de Zaragoza debido a una nueva plaga de conejos. El problema se repite cíclicamente, y a pesar de que existen compromisos adoptados por Las Cortes de Aragón para frenar y paliar la situación, no se han puesto en marcha. Algunas comarcas, como la de Cariñena, ya han celebrado reuniones extraordinarias para buscar soluciones a una plaga que causa enormes pérdidas a los afectados.

El grupo del Partido Popular en la Diputación Provincial de Zaragoza (DPZ) elevará el miércoles una moción al Pleno de la institución para intentar paliar los daños de esta emergencia cinegética. En ella pedirá el apoyo de todos los grupos para que la DPZ inste al Gobierno de Aragón y, en concreto, al Departamento de Desarrollo Rural y Sostenibilidad, a que se convoque de forma urgente la mesa de trabajo que debe elaborar un plan de actuación con medidas concretas a corto, medio y largo plazo. 

Los populares también pedirán que se estudie la posibilidad de aplicar compensaciones, bien a través de la PAC o Agroseguro. En el caso concreto de la DPZ, se solicitará que ponga a disposición de la DGA su parque de maquinaria y que, bajo su supervisión, se destruyan vivares en los municipios donde se considere necesario. 

 

UN COMPROMISO DESDE 2016

Ya en marzo de 2016, y respondiendo a las preguntas del Grupo Popular en Las Cortes, el Departamento de Desarrollo Rural y Sostenibilidad anunció que estaba próxima la publicación de una Orden que recogería medidas extraordinarias para prevenir y controlar los daños agrícolas producidos por el conejo de monte en determinados municipios de Aragón.

Posteriormente, el PP y el PAR presentaron dos Proposiciones no de Ley que salieron adelante y con las que se aprobó instar a la DGA a elaborar un Plan de actuación con medidas y normativa específica, en el marco del Plan General de Caza, para contrarrestar y controlar las repercusiones negativas de las especies cinegéticas en los cultivos. También estaba incluida la creación “inmediata” de una mesa de trabajo en la que debían estar representados tanto los afectados como asociaciones ecologistas y Agentes de Protección de la Naturaleza, además de miembros del Departamento de Desarrollo Rural y Sostenibilidad.

En febrero de 2017, el Consejero admitió que el problema era de difícil solución, que la caza no era suficiente y animó a los perjudicados a que aplicasen al máximo todas las medidas habilitadas en el Plan de Caza.

Igualmente admitió la posibilidad de articular otras medidas complementarias, como la destrucción de vivares, con máquinas adecuadas.